Amsterdam

A-M-S-T-E-R-D-A-M…

AMSTERDAM 1

Ámsterdam son despertares con vistas a los canales helados, es mi juventud, es libertad, es baile, es Koningsdag, es un apartamento en Prinsengracht, es una copa de vino en de Pijp, es Diemen y Junior, es Lucy y Alkmaar, es Arte y Dimmy, es una de las mejores épocas de mi vida y mi segunda casa.

(Y sí, no soy rubia natural…)

Mi amor por Holanda data desde los 19 años y no ha habido año que no haya estado unida a ella. Como muchos de vosotros ya sabéis, mi vida siempre ha girado entorno a la danza y en concreto a la danza brasileña. Ese fue el motivo principal y el cual me unió para siempre a esta maravillosa y encantadora ciudad.

Aun recuerdo con gran nostalgia y nerviosismo mi llegada a la Centraal Station por allá 2005. De ahí parte la artería principal de Adam. Era oscuro, todo iluminado y mis suspiros se convertían en vaho por las gélidas temperaturas. En ese primer viaje empezaba una semana de workshops con profesores de baile de todo el mundo y escapadas a los lugares más emblemáticos.

Y así fue como me enamoré sin apenas darme cuenta de su gente, de su cultura, de sus galerías de arte, de sus calles y de sus costumbres. Ámsterdam me atrapó con un amor pasajero y me adoptó hasta hacerme sentir una más de ahí.

Recuerdo tardes de verano en barco por los canales riendo a carcajadas mientras veía apagarse el sol. Recuerdo sentirme de allí como si fuera ayer. Son tantas emociones compartidas, lloros y abrazos en las llegadas y salidas de Schipol que me cuesta estructuraros por donde empezar si tenéis pensado visitar este hermoso lugar. No obstante, y como todo en esta vida, o bien por trabajo o bien por amor, mi vuelta a Barcelona se produjo en 2008 para alejarme un poquito de lo que me había hecho tan feliz y en ese momento me dolía.

La vida te marca unos caminos y hay veces que el destino te lleva de vuelta (sin querer, queriendo) a donde tu corazón sabe que fuiste feliz. En 2011, empecé a trabajar para una empresa holandesa (sin yo saberlo) y me reconcilió nuevamente con mi segundo hogar. Esa sensación de ojos llorosos y esbozo de sonrisa tímida al verme de nuevo en donde albergaba mis mejores tiempos.  Para recordarme una vez más, que Holanda siempre va a formar parte de mi vida. A día de hoy, sigo trabajando para dicha compañía y visito al menos 1 vez al año mi segunda casa.

ALBERT HEIJN

Un detalle curioso de nostalgia y masoquismo es que aun me sigo comprando 1 manzana a casi 4 euros en el Albert Heijn, supermercado gama alta de ahí. No sé si es ser muy holandesa o ser un poco tonta del culo.

Me es muy complicado quedarme con unas cuantas cosas de Ámsterdam pero intentaré que si tenéis previsto pasar 3-4 días…podáis llevaros al menos un gran recuerdo.

Cosas a tener en cuenta:

  1. Ámsterdam es para hacerla a pie en la medida de lo posible. Si no, las líneas de tram 1,2,5,y 9 son las que atraviesan gran parte de las atracciones turísticas.
  2. Mi consejo es buscar alojamiento en las inmediaciones de Rembrandtplein. Más céntrico que eso es imposible.
  3. Ir a Ámsterdam para fumar porros. Concepto cateto y que me apena bastante puesto que Amsterdam brinda muchas más cosas aparte de eso. Al fin y al cabo, un canuto te lo fumas en casa y tan a gusto.
  4. El holandés es cordial, pero lo justo y necesario. El holandés no improvisa, al holandés se le manda un appointment con día, hora y minuto.
  5. Un holandés no es holandés si no le gusta el queso, los arenques con cebolla , rookworst (salchicha ahumada), bitterballen (bolas de carne crujientes) , Appelflap y Stroopwafels.
  6. Su media masculina está en 1.85 metros y la femenina en 1.70 metros. ¡Y es que se encuentran entre las poblaciones más altas del mundo!
  7. Se saludan con 3 besos y siempre empezando por la derecha.
  8. Las tres equis de su bandera tienen posibles significados pero los más usados son el de: Valordeterminación y misericordia. O que hacen referencia a los tres desastres que afectaron a la ciudad: Incendiosinundaciones y la peste.
  9. La prostitución está legalizada. Eso no quita que no haya chulos ni madames.
  10. Arquitectura única y peculiar. Poco espacio conlleva a casas estrechas y profundas.
  11. Las bicis tienen prioridad sobre el ser humano. Sí, has leído bien.
  12. Ámsterdam alberga las galerías de arte urbano clandestinas más increíbles del mundo. Puedes encontrarlas en Pijp o Jordaan.
  13. Los tulipanes, aunque son la flor nacional, no son originarios de los Países Bajos, en realidad, proceden de Asia Central. Se dice que, hacia el año 1562, un diplomático austriaco llevó a Europa los primeros bulbos de esta flor tras vivir en Turquía, y que envió algunas muestras al botánico Carolus Clasius, del jardín Botánico de Leiden, y allí se empezó a cultivar puesto que el suelo arenoso es ideal para su reproducción.
  14. Koningsdag: 

    El 27 de abril es fiesta en toda Holanda. Desde las grandes ciudades a los pueblos más pequeños, todo el mundo celebra el Día del Rey. Bajo mi humilde punto de vista, es una de las mejores fiestas nacionales que he asistido y te lo pasas increíblemente bien.

    En Ámsterdam el Día del Rey se celebra a lo grande, con actividades de todo tipo por toda la ciudad. En el Vondelpark, por ejemplo, se organiza un enorme mercadillo al aire libre con toldos y puestecitos, donde la gente vende toda clase de cosas y se exhiben manifestaciones artísticas. Y paseando por los canales podrás ver montones de barcos y barquitas llenos de gente festejando el día. Además, para los que les guste bailar ese día se organizan también grandes fiestas con conocidos DJs.

AMSTERDAM MAP

  • Dam Square: Plaza central que se encuentra en el transcurso de la Centraal station dirección Rembrandtplein. Dam fue el lugar donde se creó la primera presa del río Amstel allá por el siglo XIII. La Plaza Dam es el lugar entorno al cual fue creada la ciudad y se encuentra rodeada de monumentos y edificios históricos, entre los que destacan el Monumento Nacional y el Palacio Real. A parte de eso, en dicha plaza siempre se ponen los mercados de navidad, atracciones y todo tipo de reivindicaciones.

DAM

  • Red light district: Esta zona se encuentra precisamente por detrás de Dam Square. A ver, a mi me gusta porque hay muchos lugares de comida asiática puesto que es el barrio chino y comida de todo el mundo en general. También, digamos que impacta ver los ventanales con chicas expuestas entre luces de neón. Los turistas impactados quieren inmortalizar esa imagen y empiezan a sacar fotos mientras la chica en cuestión se pone como una fiera. Recordad, que aunque sea legal, muchas de ellas llegaron a Ámsterdam buscando el sueño de ser modelo o bailarina. Independientemente a esto, es imprescindible pasar por Oude Kerk (iglesia) y sus pintorescos canales.
  • Rembrandtplein: Anteriormente, había un mercado en esta zona, el Botermarkt, donde se podían conseguir variedad de productos lácteos. Hace un par de siglos comenzaron a abrirse comercios, hoteles y atracciones, formándose el ambiente que se vive allí hoy en día.

    En el centro de la plaza se puede ver la estatua más antigua de Ámsterdam, en homenaje a Rembrandt van Rijn, uno de los pintores barrocos más famosos e influyentes de Holanda, en una pose bastante curiosa, mirando hacia el barrio judío. La Plaza de Rembrandt se encuentra bastante céntrica con muchas cosas que hacer alrededor. Rembrandtplein es un punto de encuentro para mucha gente en donde hay gran variedad de restaurantes, cafeterías y bares musicales. Curiosidad: en uno de los restaurantes de esa plaza, se puede comer canguro y cocodrilo.

REMBRANDTPLEIN

  • The Pijp:

    De Pijp es, sin duda, una de las zonas más animadas de Ámsterdam. En este distrito todo gira en torno al Albert Cuypt, donde encontrarás el mayor mercado al aire libre de Europa. En este mercado hay de todo, desde comida y bebida hasta ropa y cosméticos. Algunos comerciantes tienen una forma un poco peculiar de vender…¡Ya veréis!.

    De Pijp también es famoso por la Heineken Experience, que se encuentra en la antigua fábrica de cerveza de Heineken. Esta zona es también la de mayor densidad de cafeterías y restaurantes de Holanda, por lo que no tendrás motivo para irte del barrio ni sediento ni hambriento. Por su ambiente artístico y multicultural, el  De Pijp es a Ámsterdam lo que el Barrio Latino a París.

  • The Jordaan:

    Es probable que el barrio más famoso de toda Holanda sea el Jordaan. Este barrio característico de la zona de los canales de Ámsterdam está serpenteado por numerosas callejuelas en las que se esconden tiendas a la última, modernos restaurantes y cafeterías tradicionales. La música siempre ha desempeñado un papel destacado en el Jordaan y hay unas actuaciones de música en vivo que te dejan boquiabierto.

    También, comentaros, que la casa de Ana Frank se encuentra en este distrito y bajo mi punto de vista, es totalmente prescindible a no ser que seas un apasionado del tema. El mejor lugar para ir de compras es la zona de las Nueve Calles (De Negen Straatjes) y los lunes y los sábados se celebra el Noordermarkt, un mercado super chulo.

  • Museumplein: Su nombre se debe a que los tres museos más importantes de la ciudad están aquí: el Rijksmuseum, el Museo Stedelijk de Arte Moderno y el Museo Van Gogh. Además, también se encuentra el Museo del Diamante, donde hay una fabulosa exhibición de muchos quilates. En mi caso, he visitado el Rijksmuseum y Vang Gogh junto con mis amigas y la verdad es que nos encantó. La plaza Museumplein es ideal para hacer las acrobacias que no hacías desde pequeño, así como aprovechar y tomarse una foto con las emblemáticas letras de iAmsterdam
  • Leidseplein: para mi gusto, ya está un poco alejada de lo que es centro pero está muy bien para cenar e ir de copas. Diría que es la zona más animada en cuanto a discotecas y ambiente.

 

EXCURSIONES “OBLIGADAS”

  • Keukenhof: Se encuentra en la ciudad de Lisse, justo entre La Haya y Ámsterdam. Keukenhof está abierto desde marzo hasta finales mayo y es el mayor jardín floral del mundoJazmines, narcisos, iris, gladiolos, rosas, orquídeas, y sobre todo, tulipanes, entre otras flores, dibujan una impresionante paleta de colores a lo largo de las 32 hectáreas de parque. Cada año tiene una temática distinta, en 2017 tuvo que ver con el diseño holandés, y es digno de ver. Curiosidad: Keukenhof, significa ” el jardín de la cocina” puesto que en tiempos anteriores era un lugar donde se cultivaban gran parte de los productos de la huerta y también se consideraba una área de caza. Una excursión con transporte desde Ámsterdam te puede costar unos 38€ más o menos por persona. De lo contrario, puedes tomar transporte público tomando el Keukenhof Express desde el aeropuerto Schiphol (línea de autobús 858) y de la estación central de Leiden (línea de autobús 854) que te costará sobre unos 16€.
  • Zaanse chans, Marken & Volendam: Para todos aquellos que quieran descubrir la verdadera esencia holandesa aconsejo esta excursión. En ella, recorres un paisaje de ensueño atravesado por infinidad de canales, casas auténticas de madera, molinos de viento y pueblos de pescadores, además de observar labores artesanas muy antiguas. El pintoresco pueblo de Zaanse Schans es famoso por sus originales edificios que recuerdan vivamente la vida holandesa en los siglos XVII y XVIII. También, se encuentra el histórico astillero y los molinos de viento, y puedes visitar el taller de un zapatero para observar con tus propios ojos cómo hacen zuecos de madera. Posteriormente, te llevan hacia las famosas aldeas pesqueras de Volendam y Marken, situadas en la costa del antiguo Zuiderzee (en la actualidad Ijselmeer). Sus antiguas casas de madera se construyeron sobre estacas y los lugareños aún llevan los coloridos atuendos tradicionales. Después, dé un paseo en barco de 20 minutos de Volendam a Marken, te suelen dejar unos 45 minutos en cada pueblo. El crucero es opcional pero está incluido en el precio de la excursión.
  • Recorrido en barco por los canales es siempre una buena idea y sobretodo, cuando se acerca el día del rey donde todos los canales se llenan de barcos llenos de familias y amigos con música hasta las tantas. No obstante, si vas en invierno es increíble ver el festival de las luces.

 

¿Algo especial?

Pasta e Basta

Si queréis ir a un restaurante donde se coma estupendamente y disfrutar de algo único y especial os recomiendo sin duda ir al Pasta e Basta. Se encuentra dentro del anillo de canales (Grachtengordel). Es la zona donde se concentran los canales más bonitos de Ámsterdam lo cual hace que todo sea mucho más encantador. Es un sitio genial si quieres experimentar algo diferente y dejar a alguien sin palabras.

Os dejo la dirección y una pequeña muestra de lo que viví yo.

Nieuwe Spiegelstraat 8, 1017 DE Amsterdam, Países Bajos

 

 

Por mi parte, os podría seguir contando lugares para visitar en Ámsterdam pero para un finde largo o 5 días sería too much.

Espero que os haya gustado este post y que lo disfrutéis mucho todos aquellos que no hayáis ido.

Un abrazo y hasta la próxima.

N.